viernes, 24 de febrero de 2017

Al ajillo, guiso

Ajo, aceite, hierbas aromáticas y vino blanco. Esta técnica se utiliza con carnes. Se dora a fuego lento el ajo sin pelar, cuando empieza a reblandecerse se retira y en el mismo aceite se fríen las tajadas de carne. Cuando la carne está dorada se incorpora el ajo, el vino blanco, agua y las hierbas aromáticas. Se deja hacer lentamente. Algunas opciones son: utilizar caldo de carne en vez de agua, enharinar las tajadas antes de freírlas lo que, además de darle una textura especial a la carnes logrará una salsa más ligada,  regar con un poco de zumo de limón la carne antes de añadir el vino. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nombre de la receta, zona y pueblo.

Mi lista de blogs

  • Amantes en el río - Era en verano, era una tarde, tarde de estío. Lo sé porque el agua, en el río, se ofrecía con voz arrancada de las piedras de la orilla, con canto de agua ...
    Hace 3 días
  • El salvavidas estelado - No todo el mundo pierde con el tema catalán. Parece imposible que en semejante espiral de estupidez generalizada, de posiciones inamovibles y negación de l...
    Hace 5 días